Cables, ¿cómo les afecta el CPR?

cables_cpr

¿Qué es el CPR?

El próximo 1 de julio entrará en vigor el nuevo Reglamento de Productos para la Construcción (CPR), que afecta a todos los cables destinados a ser instalados de forma permanente en obras de construcción y que deberán cumplir los nuevos requisitos y características exigidas.

Este nuevo sistema de clasificación es común para toda Europa y regula los productos según su comportamiento frente al fuego.

La preocupación de las instituciones por la protección de las personas frente al fuego es compartida por la industria del cable en general y, por ello, se han desarrollado cables con baja emisión de humos y gases tóxicos. Estos cables conceden más tiempo para realizar la evacuación en caso de incendio y son menos dañinos para los equipos de protección, facilitando las labores de rescate.

Los cables son los únicos productos eléctricos a los que influye el CPR. Esto engloba todos aquellos cables (tanto de energía, control y comunicación) que vayan a incorporarse en obras de construcción, ya sean edificios u obras de ingeniería civil. Así mismo, excluye a aquellos cables destinados a la conexión de aparatos o de cableado interno de equipos o aparatos eléctricos y todos los cables que no sean utilizados como cables para la construcción.

Este reglamento afecta solo a las especificaciones de seguridad en caso de incendio y sustancias peligrosas, quedando el resto de características definidas en las normas habituales.

¿Desde cuándo se debe aplicar?

El próximo 1 de julio entrará en vigor. No obstante, los distribuidores e instaladores que dispongan de stock de cables no CPR adquiridos antes del 1 de julio de 2017, podrán seguir comercializándolos hasta fin de existencias.

 ¿A quién afecta?

Este reglamento afecta a:

  • Fabricantes y distribuidores, obligados a fabricar y comercializar los productos de acuerdo al CPR. Los fabricantes tienen que declarar las prestaciones de sus productos en una Declaración de Prestaciones (DdP) y en los embalajes debe ir el símbolo CE de manera visible, legible e indeleble, además del resto de información adicional. No es requerido su marcaje en la cubierta del cable.
  • Autoridades de Estados miembrosdeben especificar los requisitos de los productos en su territorio y el establecimiento de los niveles de seguridad, que seguirán siendo responsabilidad nacional.
  • Instaladores, Ingenierías y Usuarios tienen que elegir los productos adecuados y que cumplan los requisitos de la CPR.

Requisitos regulados por el CPR

Los requisitos y prestaciones de los cables que serán regulados por la CPR son:

  • La reacción ante el fuego: contribución de un cable (por el calor emitido y por la descomposición de los materiales que lo componen durante un fuego) a la propagación del mismo, acidez de los gases desprendidos, cantidad y opacidad de los humos emitidos.
  • La resistencia al fuego: capacidad de un cable para mantener la continuidad del circuito eléctrico durante un fuego.
  • Las emisiones de sustancias peligrosas en condiciones normales de uso (no de incendio).

¿Qué son las euroclases del CPR?

La euroclasificación define las prestaciones de reacción al fuego de los cables. Para ello se han definido unas clases comunes para toda Europa, llamadas euroclases, que especifican los criterios de clasificación según la cantidad de calor emitido en presencia de fuego. Para asignar sus características el CPR se basa en un código que indica sus prestaciones, especifica la euroclase y, si aplica, las clasificaciones adicionales.

No obstante, las autoridades de cada país podrán decidir qué euroclase aplicar para los cables comercializados en su territorio nacional.

Las características de cada euroclase son:

  • Aca: no contribuyen al incendio. Tienen una reacción baja frente al fuego.
  • B1ca, B2ca, Cca, DcayEca: cables combustibles, en orden creciente del índice de crecimiento del fuego y liberación de calor.
  • Fca: cables sin determinación de comportamiento.

cpr_euroclases

Las clasificaciones adicionales informan de características como la opacidad de humos emitidos (s0, s1 y s2), el desprendimiento de gotas o partículas inflamadas  durante la combustión (d0, d1 y d2) y la acidez de los gases emitidos (a1, a2 y a3) para conocer su influencia tóxica y corrosiva.

La clasificación requerida en España para los cables eléctricos de baja tensión será:

  • Cca-s1b, d1, a1: para las familias de cables libres de halógenos.
  • Eca: para las familias de cables de PVC.
  • No se requiere clasificación para aquellos cables que no estén destinados a la construcción

Clasificación euroclases CPR

Con este código obtendremos tantas euroclases como combinaciones sean posibles entre los criterios de clasificación, menos las clases Aca, Eca y Fca que no tienen criterios adicionales. En consecuencia, según la clase de reacción al fuego declarada, habrá diferentes sistemas de evaluación y verificación de la prestación. Las características deberán venir documentadas en las etiquetas y en la declaración de prestaciones (DOP)

En nuestros almacenes de La Plataforma de la Construcción ya os podemos suministrar los nuevos cables que cumplen con los nuevos requerimientos del Reglamento CPR.

 

Fuente: Cables RCT

Tags: , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *